Pencil Head y la estética indie, reseña

Pencil Head y la estética de los cómics independiente en una casa no tan indie

Pencil Head y la estética indie, reseña:

Seamos honestos. Al día de hoy, Image Comics ya no representa la pequeña editorial subversiva que se fundó en el 1992. El éxito de The Walking Dead y el reconocimiento de otros títulos como Saga, Lazarus y Outcast le han otorgado un lugar junto a los dos grandes nombres de la industria. Sin embargo, esto no significa que obtengan los mismos números de ventas o que realicen las mismas prácticas de negocios con sus creadores. Estas dos cualidades que prevalecen en la compañía se unen a otras que les permite continuar con la etiqueta de “independiente” cuando se compara con el resto de la competencia. Ahora, con la llegada de Pencil Head (2016), puede que tengan otra razón más por la cual etiquetarse de esta manera.

Picture1

Pencil Head aprovecha y usa la etiqueta de “independiente” para establecer una esencia particular. El libro, tanto en su estética como en su contenido, se asemeja más a un cómic indie publicado en los años ochenta o noventa que a cualquier otra cosa en venta por las grandes compañías. Esta sensación se logra mayormente por medio del arte que evoca esa estética de “suciedad” típica de publicaciones independientes o alternativas como Weirdo (1981-1993) y Zero Zero (1995-2000). Por otro lado, la historia se centra en las experiencias de un ilustrador de cómics y lee al estilo de películas de los ochenta-noventa como Slacker (1991), Clerks (1994) y, hasta cierto punto, The Dark Backward (1991). Ambos elementos se unen para crear un universo familiar para aquellos que conocen sobre las publicaciones independientes del pasado y, al mismo tiempo, un universo raro para aquellos que están acostumbrados a ver cierta pulidez en sus libros.

Picture2

 

El artista detrás de todo esto es Ted McKeever, quien se considera a sí mismo como el “hijo bastardo de la industria del cómic”. La razón tras del título es desconocida, pero quizás tenga que ver con su extensa trayectoria en libros alternativos o independientes como Transit (Vortex Comics), Plastic Forks (Epic Comics) y Metrópoli (Epic Comics); estas publicaciones se dieron en editoriales que nada tienen que ver con el mundo mainstream. Con el tiempo, ha expandido su resumé al incluir títulos como Doom Patrol, Superman y Spider-Man. Y quizás sea ese el contraste que Mckeever nos desea presentar en Pencil Head: las diferencias que existen entre trabajar en un título independiente frente a trabajar en editoriales del establishment.

Pencil Head, reseñaAunque este libro es uno reciente, ha tenido un primer ejemplar bastante sólido. Hasta el momento, la historia solo nos ha presentado al personaje principal —modelado tras McKeever mismo— y ha mostrado un poco de las molestias del trabajo editorial: ediciones finales sin su consentimiento y fechas límites. Igualmente, ha traído un elemento de ficción -y algo lúdico- que se manifiesta por medio de unas criaturas desconocidas pero que aún queda por ser explorado. En fin, si eres de los lectores que le gusta salir de esa zona de confort o simplemente interesas leer algo distinto, este libro es para ti.

Este es el primer ejemplar de una serie de cinco. Pencil Head #1 salió a la venta el 20 de enero de 2016, por Image Comics.

Pencil Head reseña

Gabriel Alejandro

Posee una maestría en Traducción de la Universidad de Puerto Rico en Río Piedras. Al momento se encuentra cursando estudios doctorales en el programa de Estudios Ingleses Avanzados de la Universidad de Salamanca, España. Su área de interés es el estudio del lenguaje en la literatura gráfica como reflejo del contexto sociocultural en que se escriben. Su disertación trata sobre la apropiación contextual durante el Marvel Silver Age (1961-1969) y sobre cómo esa apropiación establece paralelos con tradiciones lingüísticas encontradas en los mitos clásicos.
Actualmente reside en Puerto Rico.
Gabriel Alejandro